noticiasnet.com.ar Fuerte lluvia y viejos problemas: anegamientos por todos lados

14° VIEDMA
20 ENE 2020

Pronóstico Extendido

Hoy
Parcialmente nublado
16°
MIN
30°
MAX
Mañana
Parcialmente nublado
14°
MIN
33°
MAX
VER PRONÓSTICO
105.5mhz | En Vivo 24hs
14°

Fuerte lluvia y viejos problemas: anegamientos por todos lados

Silvano Rosso

La fuerte lluvia registrada en horas de la mañana de este día lunes no hizo más que mostrar lo que se viene repitiendo desde hace años: Fallas estructurales que obligan a la realización de fuertes inversiones a fin de evitar los complejos dramas que se viven cada vez que llueve copiosamente en un corto lapso de tiempo.

Se evidenciaron graves problemas en varios de los barrios de la ciudad. Principalmente en el sector de la calle Rio Pichileufú, en el barrio Los Fresnos, donde quedó inconclusa la obra de la subestación de bombeo. También en varias calles del radio centro de la ciudad, como en sectores del barrio Lavalle y Mi Bandera.

Los problemas tienen su explicación. Y esta radica en la enorme cantidad de agua que cayó en poco tiempo, y en la escasa capacidad que la ciudad tiene para evacuar las aguas en el mismo tiempo en que se produce la precipitación.

Es decir, que si hubiese llovido la misma cantidad pero en un tiempo mucho más extenso, probablemente estos problemas no se hubiesen generado.

Como agravante de la situación, otra vez se observó en las estaciones pluviales que dan al río, una enorme cantidad de residuos que, por acción de las rejas colocadas recientemente, obstaculizan la salida de las aguas de lluvia. El dato positivo, es que los plásticos no llegaron al curso que ya muy castigado está.

La ciudad ha crecido. Y cada vez son más los barrios que deben evacuar los efluentes pluviales hacia los mismos colectores existentes desde hace décadas cuando solo recibían los excedentes de lluvia de unos pocos barrios.

No sólo eso. La ciudad ha crecido hacia el lugar donde hace casi un siglo existía la Laguna El Juncal.
Precisamente, para evitar las inundaciones que producía esta Laguna como consecuencia de las crecidas del río, se resolvió secarla.

Pero el terreno ubicado prácticamente a la misma altura del río hace imposible que las lluvias drenen por efecto de la gravedad.

Entonces, para evitar los anegamientos que hoy pudieron observarse, es necesario instalar los sistemas de evacuación por elevación, a partir de la colocación de bombas a base de electricidad.

Las actuales subestaciones presentan inconvenientes. Y desde el gobierno que asumió sus funciones hace un mes con el intendente Pedro Pesatti a la cabeza, ha denunciado la falta de mantenimiento, pero también los serios riesgos que produce todo lo que inconscientemente allí se arroja, principalmente basura, que termina tapando los desagües y generando los anegamientos.

En mayo del año pasado, el ex intendente José Luis Foulkes junto a su secretario de Obras Públicas Mario Castro, confirmó desde Buenos Aires la realización del Plan Director de Desagües Pluviales para Viedma.  El estudio permitirá establecer las definiciones de las obras necesarias para incorporar al sistema de evacuación pluvial, todas las nuevas zonas en las cuales está creciendo la ciudad; y la búsqueda del financiamiento para poder ejecutar esas obras.

En fin, la solución no es más que la llegada de inversiones, imposibles de sostener con el presupuesto municipal.

Para colmo de males, la alerta por lluvia sigue vigente.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
PALABRAS CLAVES
COMENTARIOS

Fuerte lluvia y viejos problemas: anegamientos por todos lados

La fuerte lluvia registrada en horas de la mañana de este día lunes no hizo más que mostrar lo que se viene repitiendo desde hace años: Fallas estructurales que obligan a la realización de fuertes inversiones a fin de evitar los complejos dramas que se viven cada vez que llueve copiosamente en un corto lapso de tiempo.

Se evidenciaron graves problemas en varios de los barrios de la ciudad. Principalmente en el sector de la calle Rio Pichileufú, en el barrio Los Fresnos, donde quedó inconclusa la obra de la subestación de bombeo. También en varias calles del radio centro de la ciudad, como en sectores del barrio Lavalle y Mi Bandera.

Los problemas tienen su explicación. Y esta radica en la enorme cantidad de agua que cayó en poco tiempo, y en la escasa capacidad que la ciudad tiene para evacuar las aguas en el mismo tiempo en que se produce la precipitación.

Es decir, que si hubiese llovido la misma cantidad pero en un tiempo mucho más extenso, probablemente estos problemas no se hubiesen generado.

Como agravante de la situación, otra vez se observó en las estaciones pluviales que dan al río, una enorme cantidad de residuos que, por acción de las rejas colocadas recientemente, obstaculizan la salida de las aguas de lluvia. El dato positivo, es que los plásticos no llegaron al curso que ya muy castigado está.

La ciudad ha crecido. Y cada vez son más los barrios que deben evacuar los efluentes pluviales hacia los mismos colectores existentes desde hace décadas cuando solo recibían los excedentes de lluvia de unos pocos barrios.

No sólo eso. La ciudad ha crecido hacia el lugar donde hace casi un siglo existía la Laguna El Juncal.
Precisamente, para evitar las inundaciones que producía esta Laguna como consecuencia de las crecidas del río, se resolvió secarla.

Pero el terreno ubicado prácticamente a la misma altura del río hace imposible que las lluvias drenen por efecto de la gravedad.

Entonces, para evitar los anegamientos que hoy pudieron observarse, es necesario instalar los sistemas de evacuación por elevación, a partir de la colocación de bombas a base de electricidad.

Las actuales subestaciones presentan inconvenientes. Y desde el gobierno que asumió sus funciones hace un mes con el intendente Pedro Pesatti a la cabeza, ha denunciado la falta de mantenimiento, pero también los serios riesgos que produce todo lo que inconscientemente allí se arroja, principalmente basura, que termina tapando los desagües y generando los anegamientos.

En mayo del año pasado, el ex intendente José Luis Foulkes junto a su secretario de Obras Públicas Mario Castro, confirmó desde Buenos Aires la realización del Plan Director de Desagües Pluviales para Viedma.  El estudio permitirá establecer las definiciones de las obras necesarias para incorporar al sistema de evacuación pluvial, todas las nuevas zonas en las cuales está creciendo la ciudad; y la búsqueda del financiamiento para poder ejecutar esas obras.

En fin, la solución no es más que la llegada de inversiones, imposibles de sostener con el presupuesto municipal.

Para colmo de males, la alerta por lluvia sigue vigente.

Fuerte lluvia y viejos problemas: anegamientos por todos lados

Logín