noticiasnet.com.ar EL ORO Y EL BARRO

20° VIEDMA
23 SEP 2019

Pronóstico Extendido

Hoy
Parcialmente nublado
MIN
22°
MAX
Mañana
Parcialmente nublado
11°
MIN
20°
MAX
VER PRONÓSTICO
105.5mhz | En Vivo 24hs
20°

EL ORO Y EL BARRO

Atendiendo a los aportes de nuestros lectores y a que no se diluya el análisis de cada tema, o quede eclipsado uno u otro semana tras semana, decidimos hacer mutar la columna. Dividirla en dos. La economía y la política. El oro y el barro.

 

EL ORO

LOS RIESGOS DEL MODELO Es verdad que la estabilidad ha tenido un correlato muy positivo en la economía y en la ponderación del gobierno por parte de la ciudadanía. Dos variables muy relacionadas en nuestro caso. Pero todo tiene un costo y plazos. Todavía no estamos en este estadio, pero mantener el dólar en niveles demasiado bajos podría terminar generando un efecto contrario en el futuro. Al tiempo que se generen expectativas de una corrección más brusca y mayor en un futuro. Ni los dólares del agro, ni los del tesoro son para siempre.

Estará en el buen tino del oficialismo administrar el desarme paulatino de algunos de los corsets que tiene el tipo de cambio, al tiempo que las expectativas de inflación están descendiendo. Liberar pesos muy lentamente para equilibrar un poco las variables coyunturales que pueden llevar al tipo de cambio a niveles que pudieran generar problemas en un futuro. Es importante para el desempeño de la economía la expectativa en un nuevo mandato de Macri. Sin dudas.

Las expectativas de continuidad reformista y de aceleración de las mismas es tomado como un signo positivo. Pero no una vez recompuesta la competitividad del gobierno en cierta medida, sería bueno no descansar solamente en el tipo de cambio cuasi fijo como estrategia electoral. Fue un buen golpe de efecto admitir que hay un nivel del dólar que se va a sostener. Hasta ahora, parece ser el gobierno el único que explicita un plan económico. Simplemente porque es gobierno. En todas las propuestas, incluyendo la de este mismo, mucha buena voluntad pero poco programa.

Cualquiera diría que no hay nada que venga bien. Si hay incertidumbre, que la incertidumbre. Si hay estabilidad, que el atraso cambiario. En la crisis que está viviendo la Argentina, esto es la norma. Soluciones que pueden desencadenar nuevos problemas que hay que atender. En este caso, era fundamental dar previsibilidad para salir de la espiral negativa en la que se encontraba el gobierno y la economía, pero todo en su justa medida.

LAS OTRAS BOLETAS EN EL AÑO ELECTORAL: EL CASO YPF Cada gobierno encuentra cuando asume el poder una cierta cantidad, más o menos significativa, de problemas que hereda del anterior. En el caso del gobierno de los Kirchner, una proporción significativa de los mismos corresponde a reclamos por procesos de estatización. Dos casos paradigmáticos: Aerolíneas e YPF. En ambos, la defraudación al Estado y la mentira son la constante. En estos días, la causa sobre la estatización de YPF vive días decisivos.

El gobierno argentino le pidió a la jueza investigar el caso YPF y a Petersen por el proceso de nacionalización parcial de la petrolera durante el kirchnerismo. Argumenta que la compra del 25% del paquete accionario de YPF en el año 2008 formó parte de una estafa. En una presentación nueva a la juez Preska por el caso Petersen describe esa compra como “dudosa”. Los demandantes, en tanto, pedían que se siga con el proceso abortando cualquier investigación supletoria. Pasar directamente a cuantificar los daños que surgen del proceso de estatización.

A hoy, la jueza oyó a las partes y rechazó el pedido de los demandantes de mantener la jurisdicción local. Dándole la derecha a la sospecha de ilícito que planteó Argentina. De ser así esto va a estar entretenido y se va a echar luz acerca de un tema que no ha tenido la relevancia pública que merecía. Lo que terminó haciendo la jueza fue dar una instancia de discusión para que presenten una salida al conflicto sobre la jurisdicción en que debe dirimirse la cuestión de la entrada de los Eskenazi a la petrolera.

El reclamo del lado argentino habla de actos ilícitos que subyacen bajo la adquisición del 25% de la petrolera por parte de los Eskenazy. Dado que suceden con anterioridad al hecho por el que reclama el nuevo dueño del juicio, habría que investigar en la justicia argentina. De esa manera, todo el planteo quedaría supeditado a la decisión de nuestra justicia. Se subsanaría en parte la inacción pasada de la misma, que deja a la Argentina huérfana de defensa en el caso mucho tiempo. El Estado Argentino deberá probar los ilícitos que hacen nula la, según ellos, mal llamada compra de YPF por parte de la familia Eskenazy.

En conclusión, el gobierno de Macri pide que desestime demanda Petersen por tratarse de una demanda originada tras concretarse operaciones dudosas que causaron daño al estado y al pueblo argentino. En cualquier caso, igualmente habría costos y muchos. No es gratis para una empresa que cotiza en la bolsa de Nueva York tener en su haber semejante descalabro. Las consecuencias serán o bien fiscales, o bien problemas para YPF. Se habla de costos de hasta US$11.000 millones en el corto plazo en el caso de perder, o de sanciones que podrían condicionar y mucho el futuro de la empresa, en el caso de ganar. Si es que bajo alguna circunstancia se puede ganar algo.

 

EL BARRO

 

LAS INTERNAS PARTIDARIAS Hay algo que gravita tanto en los procesos eleccionarios como el voto mismo. La carrera hacia las candidaturas. Más allá de si terminan decidiéndose a través de una mesa de consenso o una interna, la interacción de los diferentes actores aprovechando o adaptándose a las normativas son condimentos que pueden llegar a ser determinantes en una elección.

En el caso de Viedma, el anuncio de la fecha ha desencadenado una serie de eventos del cual emergerán los candidatos a intendente de la capital. Solo se salva de este complejo proceso Juntos, por contar con un candidato de suficiente consenso interno y detentando además la condición de oficialismo a nivel provincial. Suficiente para disciplinar a cualquier trasnochado que quiera hacerle una interna a Pesatti.

Hecha esa salvedad, tanto el partido de gobierno a nivel local como el justicialismo se encuentran a las puertas de sus procesos internos. En el primer caso, pronóstico abierto. En el segundo caso, se descuenta una interna. El radicalismo y Cambiemos todo asistió la semana pasada, luego del anuncio de la fecha, al respaldo de Foulkes al concejal Masaccessi como cabeza de una eventual unidad. Con este respaldo en su haber, dependerá que se considera como cargo expectante y que no. Una cuestión de expectativas acerca de cuánto vale lo que tiene Masaccessi para poner en la mesa de negociación para cerrar un acuerdo. No pareciera lógico ir a una interna partidaria, en la que solo votan los afiliados, en el estadío que está viviendo la unión cívica radical en lo que refiere a su ponderación popular en Rio Negro. El hecho de ser oficialismo en Viedma pone un manto de piedad sobre una realidad que, tal vez, sea mejor no desnudar.

En el caso del PJ, aún existiendo mil pre-candidatos a intendente solo podrán participar tres. Es que hace falta contar con una estructura interna llamada sub-unidad básica para ser candidato. Y hay tres. Una responde a Rousiot, en la carrera hacia la intendencia desde hace ya mas de un año. Una segunda a la concejal Silbana Cullumilla. Y una tercera a Martinez. Esto generó que la semana pasada, Sabatella quedara excluido y a un paso de ir por fuera del justicialismo y compitiendo con sello propio. Con el panorama asi, el peronismo no solo tiene partido su voto por la presencia de un candidato de Juntos peronista como lo es Pesatti, sino que se generarían eventualmente nuevas particiones: los que se vayan con Sabatella por fuera del partido y a los que se llevara para el lado de Juntos a través de algún acuerdo el sector Pichettista en el caso de perder la interna partidaria. Esto hasta el Viernes.

Pero hay alguna posibilidad que la situación no termine cristalizando. Decimos esto, a título de una reunión de ayer, donde un sector del peronismo ha acordado confluir en una propuesta común, utilizando como herramienta electoral la unidad básica de la que dispone Martinez. Dentro de los dirigentes presentes se encontraban Cerone, Cejas, el mismo Martinez, Miller y Mario Sabatella. La interna parece inminente. Con un anotado más. La opción de ir a la elección general con una parte del partido por afuera le hubiera quitado ciertamente competitividad a la boleta del frente para la victoria. Al tiempo que la tercera Unidad básica no parecería proclive a apoyar al candidato ganador en el caso de obtener un resultado adverso.

 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
PALABRAS CLAVES
COMENTARIOS

EL ORO Y EL BARRO

EL ORO Y EL BARRO

Atendiendo a los aportes de nuestros lectores y a que no se diluya el análisis de cada tema, o quede eclipsado uno u otro semana tras semana, decidimos hacer mutar la columna. Dividirla en dos. La economía y la política. El oro y el barro.

 

EL ORO

LOS RIESGOS DEL MODELO Es verdad que la estabilidad ha tenido un correlato muy positivo en la economía y en la ponderación del gobierno por parte de la ciudadanía. Dos variables muy relacionadas en nuestro caso. Pero todo tiene un costo y plazos. Todavía no estamos en este estadio, pero mantener el dólar en niveles demasiado bajos podría terminar generando un efecto contrario en el futuro. Al tiempo que se generen expectativas de una corrección más brusca y mayor en un futuro. Ni los dólares del agro, ni los del tesoro son para siempre.

Estará en el buen tino del oficialismo administrar el desarme paulatino de algunos de los corsets que tiene el tipo de cambio, al tiempo que las expectativas de inflación están descendiendo. Liberar pesos muy lentamente para equilibrar un poco las variables coyunturales que pueden llevar al tipo de cambio a niveles que pudieran generar problemas en un futuro. Es importante para el desempeño de la economía la expectativa en un nuevo mandato de Macri. Sin dudas.

Las expectativas de continuidad reformista y de aceleración de las mismas es tomado como un signo positivo. Pero no una vez recompuesta la competitividad del gobierno en cierta medida, sería bueno no descansar solamente en el tipo de cambio cuasi fijo como estrategia electoral. Fue un buen golpe de efecto admitir que hay un nivel del dólar que se va a sostener. Hasta ahora, parece ser el gobierno el único que explicita un plan económico. Simplemente porque es gobierno. En todas las propuestas, incluyendo la de este mismo, mucha buena voluntad pero poco programa.

Cualquiera diría que no hay nada que venga bien. Si hay incertidumbre, que la incertidumbre. Si hay estabilidad, que el atraso cambiario. En la crisis que está viviendo la Argentina, esto es la norma. Soluciones que pueden desencadenar nuevos problemas que hay que atender. En este caso, era fundamental dar previsibilidad para salir de la espiral negativa en la que se encontraba el gobierno y la economía, pero todo en su justa medida.

LAS OTRAS BOLETAS EN EL AÑO ELECTORAL: EL CASO YPF Cada gobierno encuentra cuando asume el poder una cierta cantidad, más o menos significativa, de problemas que hereda del anterior. En el caso del gobierno de los Kirchner, una proporción significativa de los mismos corresponde a reclamos por procesos de estatización. Dos casos paradigmáticos: Aerolíneas e YPF. En ambos, la defraudación al Estado y la mentira son la constante. En estos días, la causa sobre la estatización de YPF vive días decisivos.

El gobierno argentino le pidió a la jueza investigar el caso YPF y a Petersen por el proceso de nacionalización parcial de la petrolera durante el kirchnerismo. Argumenta que la compra del 25% del paquete accionario de YPF en el año 2008 formó parte de una estafa. En una presentación nueva a la juez Preska por el caso Petersen describe esa compra como “dudosa”. Los demandantes, en tanto, pedían que se siga con el proceso abortando cualquier investigación supletoria. Pasar directamente a cuantificar los daños que surgen del proceso de estatización.

A hoy, la jueza oyó a las partes y rechazó el pedido de los demandantes de mantener la jurisdicción local. Dándole la derecha a la sospecha de ilícito que planteó Argentina. De ser así esto va a estar entretenido y se va a echar luz acerca de un tema que no ha tenido la relevancia pública que merecía. Lo que terminó haciendo la jueza fue dar una instancia de discusión para que presenten una salida al conflicto sobre la jurisdicción en que debe dirimirse la cuestión de la entrada de los Eskenazi a la petrolera.

El reclamo del lado argentino habla de actos ilícitos que subyacen bajo la adquisición del 25% de la petrolera por parte de los Eskenazy. Dado que suceden con anterioridad al hecho por el que reclama el nuevo dueño del juicio, habría que investigar en la justicia argentina. De esa manera, todo el planteo quedaría supeditado a la decisión de nuestra justicia. Se subsanaría en parte la inacción pasada de la misma, que deja a la Argentina huérfana de defensa en el caso mucho tiempo. El Estado Argentino deberá probar los ilícitos que hacen nula la, según ellos, mal llamada compra de YPF por parte de la familia Eskenazy.

En conclusión, el gobierno de Macri pide que desestime demanda Petersen por tratarse de una demanda originada tras concretarse operaciones dudosas que causaron daño al estado y al pueblo argentino. En cualquier caso, igualmente habría costos y muchos. No es gratis para una empresa que cotiza en la bolsa de Nueva York tener en su haber semejante descalabro. Las consecuencias serán o bien fiscales, o bien problemas para YPF. Se habla de costos de hasta US$11.000 millones en el corto plazo en el caso de perder, o de sanciones que podrían condicionar y mucho el futuro de la empresa, en el caso de ganar. Si es que bajo alguna circunstancia se puede ganar algo.

 

EL BARRO

 

LAS INTERNAS PARTIDARIAS Hay algo que gravita tanto en los procesos eleccionarios como el voto mismo. La carrera hacia las candidaturas. Más allá de si terminan decidiéndose a través de una mesa de consenso o una interna, la interacción de los diferentes actores aprovechando o adaptándose a las normativas son condimentos que pueden llegar a ser determinantes en una elección.

En el caso de Viedma, el anuncio de la fecha ha desencadenado una serie de eventos del cual emergerán los candidatos a intendente de la capital. Solo se salva de este complejo proceso Juntos, por contar con un candidato de suficiente consenso interno y detentando además la condición de oficialismo a nivel provincial. Suficiente para disciplinar a cualquier trasnochado que quiera hacerle una interna a Pesatti.

Hecha esa salvedad, tanto el partido de gobierno a nivel local como el justicialismo se encuentran a las puertas de sus procesos internos. En el primer caso, pronóstico abierto. En el segundo caso, se descuenta una interna. El radicalismo y Cambiemos todo asistió la semana pasada, luego del anuncio de la fecha, al respaldo de Foulkes al concejal Masaccessi como cabeza de una eventual unidad. Con este respaldo en su haber, dependerá que se considera como cargo expectante y que no. Una cuestión de expectativas acerca de cuánto vale lo que tiene Masaccessi para poner en la mesa de negociación para cerrar un acuerdo. No pareciera lógico ir a una interna partidaria, en la que solo votan los afiliados, en el estadío que está viviendo la unión cívica radical en lo que refiere a su ponderación popular en Rio Negro. El hecho de ser oficialismo en Viedma pone un manto de piedad sobre una realidad que, tal vez, sea mejor no desnudar.

En el caso del PJ, aún existiendo mil pre-candidatos a intendente solo podrán participar tres. Es que hace falta contar con una estructura interna llamada sub-unidad básica para ser candidato. Y hay tres. Una responde a Rousiot, en la carrera hacia la intendencia desde hace ya mas de un año. Una segunda a la concejal Silbana Cullumilla. Y una tercera a Martinez. Esto generó que la semana pasada, Sabatella quedara excluido y a un paso de ir por fuera del justicialismo y compitiendo con sello propio. Con el panorama asi, el peronismo no solo tiene partido su voto por la presencia de un candidato de Juntos peronista como lo es Pesatti, sino que se generarían eventualmente nuevas particiones: los que se vayan con Sabatella por fuera del partido y a los que se llevara para el lado de Juntos a través de algún acuerdo el sector Pichettista en el caso de perder la interna partidaria. Esto hasta el Viernes.

Pero hay alguna posibilidad que la situación no termine cristalizando. Decimos esto, a título de una reunión de ayer, donde un sector del peronismo ha acordado confluir en una propuesta común, utilizando como herramienta electoral la unidad básica de la que dispone Martinez. Dentro de los dirigentes presentes se encontraban Cerone, Cejas, el mismo Martinez, Miller y Mario Sabatella. La interna parece inminente. Con un anotado más. La opción de ir a la elección general con una parte del partido por afuera le hubiera quitado ciertamente competitividad a la boleta del frente para la victoria. Al tiempo que la tercera Unidad básica no parecería proclive a apoyar al candidato ganador en el caso de obtener un resultado adverso.

 

EL ORO Y EL BARRO

Logín