Los gremios ATE y Soyem llevaron adelante la primera joranda de protesta en reclamo de recomposición salarial. Esperan ser convocados por el Ejecutivo Municipal. 
Tamaño letra:

Los gremios municipales ATE y Soyem aseguraron que el acatamiento a la medida de fuerza superó el 70 por ciento y que este miércoles continúa la retención de servicio. Mientras tanto, esperarán un llamado del Ejecutivo para destrabar el conflicto, caso contrario habrá asamblea para definir los pasos a seguir.


Según informaron los gremios, como consecuencia de las medidas de fuerza no hay recolección de residuos, tampoco limpieza barrial, ni riego de calles. En el caso de los hospitales, las guardias funcionan normalmente, pero los turnos y operaciones están suspendidas.


Recorrida
 

En recorrida por los diferentes sectores municipales, Noticias dialogó con Alberto Castillo, secertario general de Soyem, quien manifestó que la primera jornada de retención de servicio se desarrolló con normalidad, “de todos modos hicimos una recorrida para comprobar que todo esté bien, que los compañeros no fueran molestado por los directivos”.


En el caso del Corralón Municipal, “los muchachos no trabajaron y quedamos a la espera de que el Ejecutivo nos llame para seguir negociando. No hubo barrido y limpieza de calles, recolección de residuos, ni limpieza barrial”.


En el caso del interior del Distrito, “en San Blas hubo retenciones, al igual que en Stroeder y Villalonga. Las áreas donde más se nota la medida es en Salud y Servicios”.


Conflicto
 

Al ser consultado por el conflicto, expresó que “estamos pidiendo juntarnos para poder destrabar la situación. El miércoles estaremos nuevamente realizando asambleas para ver qué resuelven los afiliados. Si el Ejecutivo nos convoca en buena hora nos volveremos a juntar para dialogar, caso contrario se sigue la lucha”.


Al preguntarle si harán una movilización como promueve el gremio ATE, Castillo afirmó que en Soyem “haremos lo que digan los afiliados, si dicen continuamos con la retención o hacemos un paro con movilización”.


Durante la jornada "no hemos tenido ningún llamado del Ejecutivo, pero nosotros siempre dijimos que estamos dispuestos a dialogar, siempre y cuando sea para mejorar el bienestar del empleado municipal. Si nos llaman estaremos presentes para seguir charlando”.

 

Reclamo

 

Para finalizar, expresó que los municipales reclaman “aumento para fin de año y varias cuestiones más en Salud, como horas extra y guardias, que les pagan 85 pesos, una vergüenza, han hecho oídos sordos por eso llegamos a esto”.


En cuanto al bono de fin de año, aseguró que “no está en discusión, después se verá si son 3 mil 4 mil o 5 mil pesos que fue lo que pedimos”.


Fesimubo

 

El restante gremio municipal, Fesimubo, no se sumó a la retención de servicio y a diferencia de ATE y Soyem elevó una contrapropuesta que será evaluada por el Ejecutivo Municipal.
 

Comentarios

Video del día

Noticias Relacionadas